Usos del Apple Watch

Imagen Apple Watch Series 3  por  Daniel Lee   (CC BY-NC-ND)

Gastarse casi 400 napos en un gadget como éste no es cosa baladí; o estás enganchado y eres, aunque no lo quieras reconocer, un geek, o eres de los que gustan de coleccionar relojes e ir cambiando de uno a otro en función de la ocasión y de la ropa que te has puesto.

Yo ya lo tengo asumido… soy del primer grupo. No me he movido por una necesidad (porque no la hay), ni soy coleccionista; ha sido puro deseo tecnológico, y ahora que tengo mi tesssssoro, veamos cuáles son mis usos del Apple Watch.

¿Para qué lo uso?

Siendo un reloj, es evidente que para saber qué hora es, como despertador y, en ocasiones, como cronómetro o cuneta atrás… nada que no tuviese un Casio de los 80 (sí, del siglo pasado).

Veamos qué uso le doy hay más allá de lo evidente… (le puedes dar más usos, claro, pero sólo comento aquellos que le doy yo, de momento)

Desbloquear el Mac

Quizás uno de mis principales usos del Apple Watch.

No sé cuántas veces a lo largo del día desbloqueo el ordenador, para lo que se requiere de la introducción de una contraseña que no es precisamente corta… un coñazo, oiga!. Al sentarme frente el Mac el reloj desbloquea el Mac por proximidad; he automatizado una tarea que era un verdadero peñazo.

Recepción de notificaciones

En muchas ocasiones no oigo o no siento (si lo tengo en vibración) notificaciones o llamadas. Con el Watch es imposible no percatarse de ello, pues su vibración sobre tu muñeca (más allá de su sonido) se deja sentir siempre. Este es, quizás, uno de los más destacables usos del Apple Watch.

De este modo, ahora ya casi no enciendo la pantalla del móvil para ver notificaciones, pues las siento todas y las consulto con un giro de muñeca, ni pierdo llamadas de teléfono, especialmente cuando voy caminando por la calle o cuando estoy en casa (a veces no llegaba a contestar porque estaba en la planta de arriba y el teléfono en la de abajo).

Un consejo: configura bien qué tipo de notificaciones quieres o no recibir en el Watch para limitar al máximo las interrupciones (o llamadas a tu atención) que vas a tener.

Siri

Siri ha sido, y sigue siendo, muy criticado, pero la verdad es que es un gran aliado en lo que a productividad se refiere, y donde le estoy sacando más partido es precisamente en el Watch más que en el iPhone, por el simple hecho de que esté donde esté, y sin necesidad de sacar mi teléfono de ninguna parte, digo Oye Siri y ya le estoy dando una orden: poner una cuenta atrás, crear un recordatorio o una cita, llamar a alguien o enviarle un mensaje, obtener indicaciones para llegar a una dirección, escuchar un podcast o música, …

Sin duda uno de los usos del Apple Watch más productivos para mí.

Guía

Este 2017 pasamos las Navidades en Nueva York. Hacía un frío del carajo, cosa que obligaba a llevar guantes y dificultaba manejar el iPhone.

Uno de los usos más frecuentes que le dábamos al iPhone era el de hacernos de guía tanto en superficie como bajo ella (metro).

Casualmente pasamos por la nueva Apple Store en Brooklyn (o quizás fue el inconsciente el que me dirigió allí), donde no pude resistirme a comprarme el Watch, y puedo deciros que fue toda una ayuda; usando Siri en el Watch para darle un destino y haciendo caso a las notificaciones del Watch, llegábamos a los lugares que queríamos visitar sin necesidad de sacar el iPhone del bolsillo o de llevarlo en mano, vamos, que dejé frente a mi pareja más que justificada la inversión… o eso creo.

Suplir carencias en el coche

Me gustaría tener CarPlay en el coche, pero no es posible si no lanzan una actualización del firmware.

Puedo emparejar el iPhone al coche vía Bluetooth, y así escuchar música o realizar llamadas, y nada más. Las llamadas requieren de la manipulación manual de la botonera del volante o de la pantalla táctil, mientras que el audio activa la última aplicación que usaste para suministrar el ‘streaming’, pero no aquella que quieres activar, de modo que tienes que echar mano del teléfono. En ambos casos desvías la atención de la conducción.

El Watch (y nuevamente Siri), palian este problema. Si quiero llamar a alguien invoco a Siri; si quiero escuchar Podcast, invoco a Siri; si quiero escuchar Música, invoco a Siri, si quiero enviar un mensaje, invoco a Siri… incluso he dejado de usar el navegador integrado del coche en favor de Mapas invocándolo desde Siri y siguiendo los avisos del reloj. La pareja Siri + Watch no me hacen echar tanto de menos la falta de CarPlay en el coche.

Realizar y contestar llamadas

Si ya lo hemos comentado cuando hablamos del coche, cuando estoy por la calle o en casa uso mucho más el Watch que el iPhone porque no tengo que sacarlo del bolsillo o ir a por él (si lo he dejado sobre algún mueble); invoco a Siri y hago la llamada, o al notificarme el Watch de una llamada entrante, simplemente giro la muñeca, le doy al botón de contestar y listo.

Vale, da un poco de vergüenza al principio hablarle a la muñeca, pero peor sería tener que hacerlo al zapatófono, como lo hacía Mortadelo.

En la ducha

La ducha es un lugar con uno de los usos del Apple Watch más atípicos, quizá. Me permite ir cambiando de canción o de emisora de radio mientras estoy bajo la ducha.

Lo de contestar o realizar llamadas mientras me ducho… de momento no, pero puedo enviarle un mensaje a mi pareja (que quizás está en la planta de abajo mirando la TV) diciéndole que me suba gel de ducha porque se me ha acabado 😉

Deporte

Antes salía a correr con el iPhone, y saltar una canción o poner en pausa manual la aplicación de ‘running’ era un poco complicado. Ahora sólo necesito el Watch, con o sin iPhone de por medio.

El Watch lo uso como banda de actividad física, registrando pasos, calorías, frecuencia cardíaca, etc (integración con la app Salud). Concretamente el consumo de calorías y la frecuencia cardíaca es algo que estoy usando mucho para mantener mi peso y controlar el nivel de esfuerzo en ejercicios.

La información que capta y que puedes visualizar es mucha y diversa, y si eres de los que se marcan retos en temas de salud y ejercicio, la verdad es que anima a conseguirlos a través de la app de Actividad

La aplicación de Apple, Entreno -que permite monitorizar tus sesiones deportivas-, decepciona a aquellos que preferís el gimnasio en lugar de darle a los pedales, correr, hacer largos o, simplemente, caminar. Existe un modo de entreno libre que es para aquello que no os encaje con ninguna actividad prestablecida en la aplicación. Una alternativa es usar la app Gymatic, app que requiere ser entrenada antes de usar.

Difícilmente un app puede saber qué ejercicio estás haciendo dado que el único sensor es el propio reloj (no llevas sensor en la otra mano ni en los tobillos, con lo que es complicado que el Watch se entere de si estás haciendo femoral tumbado en una máquina o si levantas una mancuerna con la mano que no lleva el Watch).

Hacer fotos

Es genial cuando quieres hacer una foto de grupo, dejando el móvil sobre un pequeño trípode o si alguno de tus amigos tiene un brazo bien largo para haceros un ‘selfie’. Pulsando un botón en el Apple Watch, éste ordena al iPhone que dispare.

Una de las ventajas es que, como que ves la imagen captada por la cámara del teléfono, pues usar la cámara trasera, que tiene más resolución que la delantera, con lo que las fotos que consigues tipo ‘selfie’ son mucho mejores.

Mando a distancia del Apple TV

La pereza es uno de los pecados capitales de fin de semana, y arrellanado en el sofá, alargar el brazo y hacer trabajar la abdominal para coger el mando del Apple TV, o el iPhone (sí, también se puede usar para controlar el Apple TV), cuesta muchas calorías… nada mejor que usar Remote, la aplicación del Apple Watch para manejar, a giro de muñeca, la cajita de entretenimiento de Apple. Si hay algo realmente glorioso de los juguetitos de Apple es que conforman un perfecto ecosistema.

En definitiva

No, el Apple Watch no es un sustituto del iPhone; es un juguete absolutamente innecesario, como tantas cosas en la vida del primer mundo…, pero como extensión del iPhone, es la caña.

Las posibilidades que te brinda sin sacar el iPhone del bolsillo son espectaculares, y es que lo tienes todo en tu muñeca, por lo que ha cambiado la forma en la que utilizo mi teléfono.

Y tú, ¿cuáles son tus usos del Apple Watch?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.